sábado, 31 de marzo de 2012

LA OPOSICIÓN SIRIA RECLUTA A NIÑOS PARA LA LUCHA ARMADA

RT, 27/03/2012



La Organización de las Naciones Unidas asegura que ha recibido varias denuncias de que el Ejército Sirio de Liberación (ESL) estaría reclutando a niños y adolescentes para la  lucha armada contra el Ejército del presidente Al Assad, así lo dijo la representante especial del organismo para la Infancia en los Conflictos Armados, Radhika Coomaraswamy.

¿Niños soldados en las filas rebeldes?

En una conferencia de prensa en la sede de la ONU en Nueva York, la funcionaria ventiló las quejas por el empleo de niños en las fuerzas opositoras en Siria, que buscan derrocar el régimen de Bashar Al Assad. La ONU todavía no puede verificar esta información, pero está preocupada por el involucramiento de menores en el conflicto. Esas denuncias estarían respaldadas por algunas fotografías que muestran a menores entre los combatientes del ESL.

Además, la semana pasada Human Rights Watch (HRW) aseveró que los grupos armados que se oponen al gobierno sirio han perpetrado "serios abusos a los derechos humanos". Según un informe de los defensores de los derechos humanos, la oposición armada ha estado envuelta en "violaciones graves" como secuestros, torturas y ejecuciones de seguidores del presidente Al Assad, algunos de ellos civiles, durante todo el año que han durado las revueltas y la represión en el país.

El analista de Relaciones Internacionales Marco Terranova Tenorio cree que la información del reclutamiento de niños por parte de las autoridades sirias es poco creíble, dado que estos datos pueden ser obra de la oposición que trata de confundir a la opinión pública.

"Culpo a los padres que utilizan a sus hijos"

La analista internacional en Medio Oriente, Nagham Salman, comentó el tema para RT. Según Salman, este caso es similar a lo que pasó en Uganda hace más de 20 años, donde niños soldados fueron reclutados a la fuerza por el 'señor de la guerra' Joseph Kony, además de ocurrir también en otros conflictos africanos.

“Hemos visto a niños y adolescentes en los mítines, entre los manifestantes armados en muchos sitios de Siria”, confirmó la analista y subrayó que “han tardado muchísimo” para reconocer este tema, porque lo vimos desde el principio del conflicto sirio que ya cumple más de un año.

La analista se pregunta "¿por qué la comunidad internacional no ha dicho nada durante todo este tiempo". “El caso de Siria es muy especial y hasta ahora tardan en reaccionar, hay muchos casos no solo el de los niños”, dijo. “El tema es cómo tratar al conflicto sirio. No quieren mostrar el mal comportamiento de la oposición siria y por eso están intentando tapar todos los malos comportamientos de la oposición”, indicó.

Según Salman, la oposición recluta a estos niños para utilizarlos como propaganda. Por ejemplo, en la cadena Al Jazeera mostraron muchos casos de niños y adolescentes que murieron en los enfrentamientos entre la oposición armada y el Ejército sirio.

“Yo culpo a los padres que participan en estas manifestaciones utilizando a sus hijos y a otros niños para hacer propaganda contra el gobierno sirio”, dijo.

"La oposición siria está muy fragmentada"

Mientras tanto, la analista asegura que la oposición siria está muy fragmentada desde hace 40 años. “Lo que pasa ahora es que es muy difícil unirla porque cada grupo tiene sus objetivos”, indicó. “Algunos grupos del Consejo Nacional Sirio tienen a Estados Unidos y a otros países de Occidente detrás, mientras otros grupos rechazan este apoyo. Y es muy difícil ponerlos de acuerdo”, explicó.

“Por desgracia, Europa y Occidente solo reconocen al Consejo Nacional Sirio que de momento acudirá a una reunión de dos días en Turquía “como si fuera el representante del pueblo sirio y de la oposición”. Sin embargo, “vuelvo decir que el Consejo Nacional Sirio no representa ni al pueblo sirio, ni a la oposición”, concluyó

viernes, 30 de marzo de 2012

MENTIRAS ELÉCTRICAS

Jesús Gómez Gutiérrez
La Insignia29/03/2012

Según Red Eléctrica de España (REE), el consumo de electricidad durante la huelga general del 29M sólo había caído un 14,5% a las dos de la tarde. A partir de ese dato, el Gobierno y la mayoría de los medios de comunicación deducían que la incidencia de la huelga había sido escasa o, por lo menos, menor que en otras. En principio, no hay nada que objetar. Parece un hecho definitivo y contrastable. Pero, también como en otras, es un ejercicio de manipulación social a partir de una manipulación estadística extraordinariamente burda.

Como afirma el colectivo Economistas Frente a la Crisis (EFC), los datos reales de consumo muestran una caída del 87,6% a la misma hora, casi 20 puntos más que en la huelga del año 2010 y algo más de 3 en relación con la del año 2002. ¿Dónde está la diferencia entre el 87,6% de EFC y el 14,5% de REE? En un detalle que el Gobierno y sus medios de comunicación prefieren pasar por alto: el informe de REE no distingue entre el consumo «de electricidad de los hogares, de los servicios básicos de mantenimiento de los medios de producción y de los procesos continuos», que no descienden en estos casos, y el consumo «debido a la actividad productiva, que es el objeto de la huelga».


Los que tengan buena memoria, recordarán que las mentiras eléctricas van más lejos. REE manipuló sus datos en las huelgas de los años 2002 y 2010 para que los porcentajes que ofrece, ya bastante tramposos, lo fueran más. El método es casi infantil. Como son datos sobre sus propias previsiones de consumo, se baja la previsión y el porcentaje de caída, naturalmente, también baja. Previsión para las 14.00 h. del jueves 29M: algo más de 31.000 MW. Previsión para las 14 h. del jueves 22M, día de condiciones similares: más de 33.000. Dos mil megavatios de diferencia. Será casualidad.

jueves, 29 de marzo de 2012

DE DIEGO ROMPE SU SILENCIO TRAS SER DESPEDIDO: "LA QUE DA LAS ÓRDENES EN INTERECONOMÍA ES ESPERANZA AGUIRRE"

José María Garrido
El Plural, 22/03/2012



El polémico periodista asegura que Ariza tiene problemas para pagar las nóminas de sus trabajadores

Fue uno de los fundadores de Intereconomía y hasta que fue despedido el pasado 13 de diciembre se había caracterizado por ser uno de los periodistas más controvertidos del grupo de comunicación ultraconservador. Sus opiniones en Radio Intercontinental -donde tenía un espacio propio- y en Intereconomía TV –donde participaba en ‘El Gato al Agua’ y ‘Más se Perdió en Cuba’- generaban enorme polémica debido a la agresividad que desprendía hacía el PSOE, sindicatos y colectivos progresistas.

Tras ser fulminado de Intereconomía, De Diego amenazó con desvelar los “chanchullos” de Julio Ariza al frente de la cadena de televisión. Finalmente llegó a un acuerdo con los directivos de la cadena que propició, salvo algunas declaraciones aisladas, su silencio en torno al Toro Party.

Ahora, De Diego rompe su silencio en ELPLURAL.COM y lo hace para confirmar que recibió una cuantiosa indemnización tras ser despedido y que fue constantemente “censurado” por no defender la teoría de la conspiración. El polémico periodista lanza durísimas críticas contra Pedro J. Ramírez, Jiménez Losantos y Esperanza Aguirre. En la entrevista, De Diego también anuncia que próximamente desvelará aspectos  desconocidos sobre el tamayazo y sostiene que los directivos de la cadena no han cobrado su última nómina debido a los graves problemas económicos que padece el grupo mediático.

- ELPLURAL.COM: ¿Por qué el pasado domingo 11 de marzo se manifestó en la sede de El Mundo?
- Enrique de Diego: En El Mundo llevan ocho años de mentiras sobre el 11-M. Es fundamental llamar mentiroso a Pedro J. Ramírez  y plantar cara a ese falso poder mediático que al servicio de Esperanza Aguirre viene haciendo negocio. Es  fundamental decirle a Pedro J. Ramírez que es un mentiroso y un manipulador y que ha escrito la página más negra de la historia del periodismo español. Es un fracasado y un acomplejado.

- ELPLURAL.COM:  ¿Qué papel juega Federico Jiménez Losantos en la llamada teoría de la conspiración?

- Enrique de Diego: Losantos es un personaje menor e irrelevante. Es un mero satélite de Pedro J. Ramírez y un mantenido de Esperanza Aguirre.  Es simplemente una proyección de ese núcleo del mal. Lo que han hecho es intentar dominar el Partido Popular y recuperar el poder a través de esta sucia mentira, que es una pura invención, un desprecio a la gente y una muestra de antipatriotismo.

- ELPLURAL.COM: ¿Le ha sido difícil defender esta visión sobre la teoría de la conspiración? ¿Le ha ocasionado algún coste?

- Enrique de Diego: Sí, me ha sido muy difícil. Me ha ocasionado costes continuos. La censura durante mucho tiempo.

- ELPLURAL.COM: ¿La censura en Intereconomía?

- Enrique de Diego:  Sí, la censura en Intereconomía. Tenía prohibido por órdenes de Esperanza Aguirre hablar del 11-M y esto luego me ocasionó el despido. Un alto porcentaje del despido, que luego fue acuerdo amistoso y muy amistoso, es que Federico Jiménez Losantos pide mi cabeza. Este es un linchador de cuarta.

- ELPLURAL.COM: ¿Tanto poder tiene Jiménez Losantos en Intereconomía?
- Enrique de Diego: La que tiene poder es Esperanza Aguirre. La que da las ordenes en Intereconomía es Esperanza Aguirre. La jefa de los conspiranoicos es Aguirre. Y por tanto es todo negocio.

- ELPLURAL.COM: En círculos periodísticos se dice que su enemistad con Esperanza Aguirre viene de cuando usted era subdirector de la revista Época y pudo recabar muchísima información sobre el tamayazo.
- Enrique de Diego: No tengo ninguna cuestión personal con estos personajes (los del tamayazo).

- ELPLURAL.COM:  ¿Pero usted qué puede contar del tamayazo?
- Enrique de Diego: Explicaré cosas en un futuro libro sobre el tamayazo. Pero no sólo. También sobre el funcionamiento de los medios.

- ELPLURAL.COM: ¿Qué hay de cierto en las informaciones que hablan de la existencia de luchas de poder internas en Intereconomía? ¿Está cuestionado Carlos Dávila como director de La Gaceta?
- Enrique de Diego: A Dávila lo quieren echar pero él no se da por enterado.

- ELPLURAL.COM:  Para terminar, ¿cuánto dinero le pagó Intereconomía?
- Enrique de Diego: Eso no te lo puedo decir, no te lo voy a decir. Yo estoy contento. No sé ellos. Yo sí. Dado que no pagan las nóminas estoy encantado (…) Antonio Jiménez, Xavier Horcajo no han cobrado todavía este mes (a fecha de 11 de marzo de 2012). Los directivos no han cobrado todavía. Tampoco pondría la mano en el fuego de que hayan cobrado todos los trabajadores que están en el sistema general. Los que están fuera del sistema general, como autónomos, esos no han cobrado.

EL NUEVO PERIODISMO

Jesús Gómez Gutiérrez
La Insignia, 23/03/2012

Son dos casos tomados al vuelo. El primero tiene como protagonista al diario El Mundo que, según parece, presionó a dos testigos del 11M para que cambiaran su declaración y exculparan a Jamal Zougam, culpable del asesinato de 191 personas; el segundo, a la práctica totalidad de los periódicos nacionales, que convirtieron la brutalidad policial durante otra redada en Lavapiés en una serie de historias fantásticas como la «algarada con cien radicales» que querían «impedir la detención de un camello», firmada por M. J. Álvarez y A. Delgado en ABC y la «riña tumultuaria contra policías» que derivó en un intento de asalto de la Comisaría de Centro, firmada por F. Javier Barroso en El País. 






Legalmente, presionar e intimidar a los testigos de un juicio no es lo mismo que tergiversar una noticia para que encaje con la línea editorial de un diario. Si lo de El Mundo es cierto, no tiene nombre. Pero exceptuado el factor legal, las prácticas de El Mundo sólo son una vuelta de tuerca en un engranaje descabalado que ayer, con la muerte de Mohamed Merah, se mostraba sin embozo. Ya no hay política. Ya no hay economía. La crónica de sucesos llena las pantallas, se pega a las cabeceras y esconde la actualidad, con todo su sufrimiento a cuenta de la política y de la economía, detrás de un disparo y de los pasamontañas de un grupo de asalto. Es el triunfo del amarillismo; una de las formas más baratas de la manipulación social.

El nuevo periodismo de empresa, un periodismo de mercados oligopólicos, sin competencia ideológica posible, ha descubierto las bondades del ruido y la imprecisión. Salvando las distancias, se va acercando a una anécdota de Goebbels que contaba Edgar Ansel Mower: en los últimos días de la República de Weimar, le encargaron un texto sobre asuntos económicos para un discurso de Hitler; Goebbels lo rechazó así: «no necesitamos textos. El mensaje es simple: con el nacionalsocialismo, todo será diferente». Fue ese simplismo, aderezado de emociones, lo que llevó a que Wilhelm Weiss pudiera declarar en 1934: «La prensa, en el viejo sentido liberal del término, ha muerto». Pero ya no estamos en 1934, ¿verdad?

martes, 27 de marzo de 2012

ACTUABLE SIGUE LOS PASOS DE AVAAZ EN SU VERSIÓN ESPAÑOLA

Por Fernando Casares
El Julepe, 8/03/2012

Siguiendo la misma línea de cinismo beligerante y legitimador de genocidios como AVAAZ, pero en su versión española, la plataforma Actuable  con apenas 1 año y medio de su creación y más de 2 millones de miembros hispanohablantes, acaba de mostrar su verdadero rostro en relación al conflicto en Siria.

En este caso, y diferenciándose de su homóloga internacional, financiada entre otros por George Soros, como comentábamos en un artículo anterior , no solicita la intervención de OTAN o una zona de exclusión aérea, sino que pide la entrada de cascos azules de la ONU y corredores humanitarios en Siria.

En realidad, esta petición no se diferencia en mucho con un pedido de intervención militar, pero sucede que en estos momentos, y visto lo sucedido en Libia, resultaría poco popular hacer una campaña como en el caso libio.



Para darle mayor dramatismo a la petición y campaña, agregan un vídeo de 3 minutos con imágenes desgarradoras de hombres, mujeres y niños, que no sabemos exactamente hasta dónde han sido víctimas de la represión de las fuerzas sirias o de los grupos armados y terroristas que operaban en Homs, como varios testimonios han confirmado.

Otra de las cuestiones realmente controvertidas es el tema de las cifras de víctimas. El vídeo hace mención a 11.000 mártires, algo que realmente no concuerda con ninguna fuente, sea esta poco fiable como la del Obervatorio Sirio de Derechos Humanos u otras que parecen ajustarse más a la realidad, donde una mayoría de víctimas han sido tanto militares, policías y civiles asesinados y secuestrados por estos grupos armados, como nos contara el testimonio de Silvia Cattori  desde Homs.




Más allá de todo esto, lo que sí es más que probable es que si esta campaña, que la solicitan varias plataformas, movimientos progresistas, partidos políticos de derechas y de izquierdas, organizaciones internacionales, personalidades políticas mundiales, jefes de Estado, ONG's, etc, se diese; el escenario que podríamos ver en Siria sería el de una guerra civil abierta con una intervención militar internacional controlando regiones del país.

Tal escenario no haría más que desestabilizar al gobierno actual de Siria y provocaría muy probablemente la caída del mismo, pero las consecuencias antes de llegar a este punto serían realmente sangrantes para todo el pueblo sirio, sin imaginar lo que podría suceder en la región.

Una vez más, la hija menor de AVAAZ en su versión española, Actuable, siguiendo los pasos de su hermana mayor en esta argucia a través de las nuevas tecnologías y herramientas de des-información. 

lunes, 26 de marzo de 2012

¿LA "VOZ" DE QUIÉN? (O POR QUÉ ME DI DE BAJA EN AVAAZ)

El Blog de Cordura, 12/03/2011

Avaaz significa “voz”. La organización así llamada, a la que alguien caracterizó como «el Google del ciberactivismo», quiere dar voz a millones de personas (“empoderarlas”, dicen ellos) para acercar la realidad a la del mundo «que la mayoría de la gente quiere». Sus planteamientos parecen progresistas y avanzados. Lo que vamos a preguntarnos aquí es de quién es realmente la voz Avaaz.

«Guardaos de los falsos profetas, que vienen a vosotros vestidos de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces» 
(Mateo 7: 15).



No sé si has participado en alguna campaña de Avaaz aunque sólo sea firmando una de sus cartas reivindicativas. Si es así, entonces te computarán como uno de sus ya más de siete millones de “miembros”. A mí, en cambio, espero que dejen de incluirme, pues me acabo de dar de baja. Y te voy a contar por qué.

La cara amable de Avaaz

Avaaz, surgida en 2007, se presenta como una organización solidaria que promueve causas tan nobles como la lucha contra la pobreza, el respeto al medio ambiente y la defensa de los derechos humanos. Proclama anhelos de paz en Oriente Próximo, combate el choque de civilizaciones y se opone activamente a la represión (por ejemplo en Irán y en Birmania). Usa un estilo próximo, juvenil y familiar en las comunicaciones de sus campañas (el último correo suyo que recibí, del pasado miércoles, concluía así: «Con esperanza, Ben, Luis, Graziela, Benjamin, Ricken, Stephanie, Rewan, y todo el equipo de Avaaz»).

En la portada de su web, disponible en catorce idiomas, ahora mismo se pueden ver rotando imágenes referentes a acciones tan positivas como la de tratar de frenar al voraz magnate Rupert Murdoch, el respaldo al pueblo egipcio en su revolución democrática, el apoyo a Wikileaks, el control de los transgénicos y la defensa de las ballenas. Son iniciativas en buena medida asimilables a las metas de otras organizaciones altruistas y de muchos creyentes en que “Otro mundo es posible” (aunque quizás con un mayor toque light). [En España, además, apoyan activamente la campaña para echar a los políticos corruptos de las listas electorales. De manera significativa, en las versiones para Extremo Oriente las imágenes rotatorias, más escasas, se centran en propugnar la libertad para el Tíbet y Birmania.]

La propia Avaaz explica así su ventaja diferencial («agilidad, flexibilidad, enfoque y escala extraordinarias») respecto a otras entidades de objetivos similares: aprovechan mejor las nuevas tecnologías globales y la realidad de una ética también global. De este modo –afirman–, pueden funcionar «con un equipo único» que se hace cargo de «cualquier asunto de interés público». No buscan tanto formar una corriente ideológica como una comunidad de valores que respeta las discrepancias puntuales. Sus campañas, dicen, no se imponen de arriba abajo sino que surgen de las demandas de sus miembros. Además, el equipo coordinador colabora con organizaciones afines «para desarrollar estrategias eficaces». A partir de ahí brotan sus conocidas alertas, enviadas por correo electrónico o a través de redes sociales, sin perjuicio de publicar también «anuncios costeados mediante donaciones de los miembros». Pues afirman con énfasis su total autonomía financiera: «Nuestro modelo financiado por nuestros miembros nos mantiene independientes y responsables.»

Entre sus «logros» recogen la masiva respuesta obtenida por su alerta mundial sobre el cambio climático, su decisiva intervención en Brasil para descalificar a políticos corruptos, o sus actuaciones frente a desastres naturales en Pakistán y Birmania. Asimismo han realizado recogidas de firmas contra los transgénicos, apoyaron los esfuerzos para que Paul Wolfowitz dejara de presidir el Banco Mundial y animaron la superación de las «políticas unilaterales y destructivas de Bush». Esto último encaja con el hecho de que entre sus fundadores no falten críticos del criminal texano (ver también).

Ampliando el zum

Un análisis algo más cuidadoso muestra detalles quizá no tan positivos. Su frecuente recurso iconográfico a Bin Laden lleva a sospechar que, además de asumir la absurda versión oficial sobre el 11-S, comulgan con las bases de la “Guerra contra el Terrorismo” (¿quizá no son tan contrarios a Bush después de todo?). Refuerza esa sospecha que entre sus “logros” incluyan que coorganizaron en 2007 el primer discurso de David Miliband como ministro de Exteriores del Reino Unido en la etapa de Gordon Brown. O la propia colaboración de éste con una campaña de Avaaz. Recordemos que Brown fue durante años miembro del gobierno Blair que respaldó la guerra “legal” contra Afganistán y codeclaró la guerra ilegal contra Irak. Y que, ya como primer ministro, mantuvo la misma línea belicista, además de liberticida.

No menos llamativo es que en varias de sus portadas (en inglés, en alemán...) destaquen una frase del propio Brown elogiando a Avaaz. O que en otras de ellas (la versión española, la italiana...) recurran a una cita de Al Gore de estilo similar. Gore... el vicepresidente de Clinton –recuérdese el acoso a Irak durante aquellos años, con frecuentes bombardeos, a veces masivos–, el que aceptara sumisamente su “derrota” electoral frente a Bush pese a haber ganado en votos, el ecologista derrochador de energía que fuera galardonado con el Nobel de la Paz, premio obsceno como pocos, entregado una vez más a un violentista.

Pero aún no hemos visto nada... Personalmente ya tenía bajo examen a Avaaz por la tibieza de algunas de sus posturas (a la vez que aplaudía otras), o por su apoyo a las engañosas “revoluciones de colores”. Cabía pensar en su ingenuidad, no obstante. Lo que acabó disparando todas mis alarmas fue ese último correo que recibí, en el que descaradamente abogan por la imposición de una zona de exclusión aérea sobre Libia para acabar con el régimen de Gadafi. En otras palabras: 1. Dan por buena la versión occidental de los hechos, pese a que a día de hoy aún nadie ha demostrado que lo que ocurra en Libia sea otra cosa que una guerra (y, según crecientes indicios, promovida por el imperialismo: ver 1 y 2). 2. Les parece correcto que los mayores criminales del planeta (¿o es que aún no se han dado cuenta de que lo son?) intervengan para deponer a otro criminal a fin de cuentas menor. Fue al recibir dicha alerta cuando me puse a investigar más a fondo a Avaaz....

Quién hay detrás

Indagar en la “trastienda” de Avaaz resulta revelador. Hemos mencionado ya que su gente coorganizó el primer discurso de Miliband. Su socio en esa peculiar gestión (curioso “logro” ésta para un colectivo que quiere cambiar el mundo) fue la Chatham House.

¿Qué es la Chatham House? Su nombre original, aún conservado, es Royal Institute of International Affairs, el más relevante think tank británico y uno de los más influyentes del mundo. Su fundación data de 1920 –con cédula real desde 1926–, fruto de un plan angloestadounidense cuya contraparte al otro lado del Atlántico sería el Council on Foreign Relations (CFR), «institución hermana» bien conocida por su capacidad de orientar la política exterior estadounidense.

Por las tribunas de la House han pasado oradores como David Cameron, Ban Ki-moon, Hamid Karzai, Condoleezza Rice, Gordon Brown y Pervez Musharraf. Y, más atrás en el tiempo, otros como Ronald Reagan. O sea, la crème de la crème del Sistema más algunos de sus adjuntos. Eso sí, con una cierta inclinación europeísta pese a sus vínculos atlánticos. Interesante entidad colaboradora de Avaaz, en cualquier caso.

Según Wikipedia, Avaaz nace de la confluencia de dos organizaciones preexistentes, ResPublica y MoveOn. Ambas, supuestamente preocupadas por una democracia más participativa. La primera, con alusiones iconográficas en su web a Gandhi y a Martin Luther King, tiene entre las personalidades que la respaldan a alguna procedente del entorno de Bill Clinton, pero la gran mayoría son destacados líderes o portavoces religiosos, tanto protestantes como católicos romanos (hay también un rabino). Entre los segundos se incluye Charles Rooney, de Catholics in Alliance for the Common Good (CACG), una organización que promueve «la plenitud de la tradición social católica en la plaza pública» (el enlace a esta cita provista por Wikipedia ya no se encuentra activo). Por su parte, MoveOn está muy vinculada al Partido Demócrata estadounidense. Es anti-Bush y pro Obama. Entre sus fuentes de financiación destaca el superricacho George Soros, conocido especulador húngaro-estadounidense que, entre sus múltiples hazañas, llegó a desestabilizar el Banco de Inglaterra.

Volveremos pronto con Soros. Antes, aludamos rápidamente a un sujeto nada irrelevante que se cuenta entre los cofundadores individuales de Avaaz. Hablamos de Tom Perriello, con una fulgurante carrera a sus 36 años. Ex congresista por el Partido Demócrata, Perriello es otro partidario de la “Guerra contra el Terrorismo” y como tal ha apoyado el aumento de tropas en Afganistán y la permanencia en Pakistán. Defensor del “derecho” a tener armas, son conocidos sus vínculos con la Asociación Nacional del Rifle. Pero quizá no sean menos significativas las conexiones de Perriello con el mundo religioso. Católico romano, colabora no obstante también con organismos de otras confesiones. Fue además uno de los impulsores de la entidad sociorreligiosa Faithful America, así como el fundador de la CAGG, la susodicha agrupación papista que quiere inundar de tradición católica la sociedad estadounidense con la excusa del “bien común”.

¿Realmente se autofinancia Avaaz? Según lo que se entienda por eso... Si un multimillonario se encuentra entre sus miembros donantes, podemos decir que sí (lo que pasa es que entonces tal vez haya que preguntarse quién es miembro de quién). Hablamos de nuevo de George Soros. Son diversas las fuentes que lo conectan con Avaaz (p. ej. 1, 2 y 3), cosa que esta organización no declara y, hasta donde sabemos, tampoco desmiente.

En busca de más evidencias, retornemos al papista Perriello, el dinámico cofundador de Avaaz. Al parecer, el Open Society Institute (OSI) de Soros le dio 150,000 dólares a su citada asociación Catholics in Alliance for the Common Good en 2006. Algo llamativo por cuanto Soros es ateo.

Por cierto, este acaudalado caballero ha estado también vinculado, como miembro de su Junta Directiva, al CFR, ya citado más arriba (recordemos que es la entidad hermana de la Chatham House, colaboradora de Avaaz). Y a través del también mencionado OSI, tuvo un papel relevante en el éxito de la Revolución de las Rosas, que inclinó definitivamente a Georgia hacia el lado occidental. Por entonces (2003) aún no existía Avaaz, que después se ha caracterizado por defender ese tipo de revoluciones en otras partes.

Desde luego, la financiación de Soros ayudaría a comprender el rápido crecimiento de Avaaz, así como la espectacularidad de sus acciones y recursos (recordemos la tecnología visible en su web, así como que ésta tenga versiones en catorce idiomas).

Conclusiones

Avaaz se presenta a sí misma como una organización de base, pegada a la gente de a pie, que con un solo pero entusiasta equipo humano ha sido capaz de captar millones de seguidores e irradiar una influencia cada vez más global en su camino hacia un mundo mejor. Dice promover la paz, la libertad y los derechos humanos.

La realidad parece ser muy otra, como delatan sus vínculos. Estamos ante una organización cien por cien sistémica, y por tanto condenada a contribuir a preservar lo esencial del presente statu quo. Un movimiento asociado a los principales responsables de este criminal Sistema, sobre todo a los del ala progre, incluido el magnate Soros. Al servicio, pues, del imperialcapitalismo. Y con una inquietante nota adicional, resumida principalmente en la figura de Tom Perriello: la conexión de fondo con el Gran Tapado.

Con Avaaz estaríamos, sencillamente, ante lo que Michel Chossudovsky llama “fabricando disidencia”: para evitar que surja una disidencia de verdad, lo que hace el Sistema es inventarse una falsa hacia la que canalizar los genuinos impulsos de cambio y renovación. Es el típico disfraz del Poder para autoalimentarse. Que durará sólo mientras Dios lo consienta.

LAS INCESTUOSAS RELACIONES DE LAS ONGS CON ESTADOS Y TRANSNACIONALES

Julien Teil
Red Voltaire, 02/02/2012

Para concretar sus acciones, las ONGs humanitarias tratan de seducir a los grandes donantes, que son generalmente las transnacionales y los Estados. Esa relación favorece el lucro de los dirigentes y la politización de las grandes causas. Poco a poco, algunas asociaciones se desvían hacia objetivos no relacionados con las causas que dicen defender. Julien Teil analiza esta evolución a través de varios ejemplos.


Sobre el poster aparece la frase: «La ayuda 
humanitaria no se hace de manera improvisada»  


Muchos programas de solidaridad internacional, de los que siguen de cerca las ONGs y los medios de difusión, cuentan con el aval de las organizaciones intergubernamentales. Pero algunos de esos programas no parecen representar los valores e ideales que supuestamente defienden. Un rápido análisis permite comprobar en ellos la aparición de ciertos vínculos.

Estudiaremos aquí un concepto que apareció en los años 1990 y un programa de solidaridad que viene elaborándose. No es nuestro objetivo acusar aquí a los diferentes actores e intermediarios de dichos programas sino analizar las relaciones que se establecen al calor de estos, para ofrecer un panorama del rumbo que van adoptando.

El 1%, África y sus redes

El 5 de enero de 1994, durante el programa televisivo La marche du Siecle, Charles Pasqua, el entonces ministro francés del Interior y presidente del Consejo General de la región Hauts-de-Seine, declara: «Francia tiene que ponerse a la cabeza de una verdadera cruzada a favor del desarrollo. Se sabe que actualmente, todos los expertos lo están diciendo, si dedicamos a la ayuda al desarrollo de los países subindustrializados, subdesarrollados, el equivalente del 1% de nuestro PIB, el problema se resolvería».

Esa práctica ya está incluso instituida en el seno de la sociedad de economía mixta (SEM) Cooperation 92, fundada por iniciativa del propio Pasqua y dirigida por gente de su entorno. 

Las acciones concretas de la Cooperation 92 en Gabón se han realizado sin que mediaran procesos previos de licitación o concurso público y resultaron extremadamente costosas. Sin que existiera oficialmente vínculo alguno con lo anterior, el jefe de Estado gabonés ofreció sumas equivalentes a esos costos para financiar las actividades políticas de Pasqua y de sus colaboradores [1].

No es sino al cabo de 14 años, el 24 de octubre de 2008, que el Consejo General de la región francesa Hauts-de-Seine vota la disolución de la sociedad Cooperation 92, que venía siendo objeto de duras críticas desde hacía más de un decenio. La oposición (Partido Socialista, Verdes y Partido Comunista) denunciaba concretamente la total falta de transparencia de aquella empresa y deploraba la ausencia de ONGs en la realización de los proyectos [2].

Dedicar parte del presupuesto de un organismo público o mixto a operaciones de solidaridad internacional ajenas a la vocación misma del organismo en cuestión es una forma de desvío de fondos públicos, por muy encomiable que sean esas operaciones. O más bien «constituía un desvío de fondos», ya que la ley Oudin-Santini, que entró en vigor el 27 de enero de 2005, permite que las comunas, ciertos establecimientos públicos de cooperación, los sindicatos mixtos encargados de los servicios públicos de agua potable, las agencias del agua, etc., destinen el 1% de su presupuesto a acciones de solidaridad internacional y de cooperación.

Esa ley, según André Santini, «es a la vez una forma de exportar el modelo francés de manejo del agua y también una herramienta para la conquista de nuevos mercados para los grupos franceses» [3].

Esa disposición legislativa legalizó lo que hasta entonces había sido una práctica delictiva existente esencialmente en ciertas agencias del agua (Seine-Normandie y Rhin-Meuse), ya denunciadas en 2002 por la Contraloría francesa [4].


Los truculentos Charles Pasqua y André Santini 
crearon una red de ONGs a favor del desarrollo 
estrechamente vinculadas a cierto tipo de 
relaciones entre Francia y África, que en 
la jerda se conocía como «Fraciáfrica».


André Santini, principal autor de esa ley, ocupaba la vicepresidencia del grupo parlamentario de estudio sobre los problemas del agua. Este amigo de Charles Pasqua ocupaba también la vicepresidencia del Consejo General de la región francesa Hauts-de-Seine, la presidencia del Sindicato de Aguas de la región Ile-de-France (SEDIF), además de ser presidente del Comité de la Cuenca Seine-Normandie.

Hasta el año 2010, el manejo del agua en la región Ile-de-France estuvo está en manos de la compañía Generale des Eaux, rebautizada con el nombre de Vivendi Environnement [en español, Vivendi Medio Ambiente] y más tarde como Veolia.

En el seno del Comité de la Cuenca Seine-Normandie, responsable del manejo del agua en esa región, el señor Santini tiene como segundo a un vicepresidente, Paul-Louis Girardot, quien es además presidente del consejo de vigilancia de Veolia Eau [en español, Veolia Agua] y vicepresidente del consejo de administración de Veolia Environnement.

En 2006, Veolia Environnement puso en marcha su comité independiente de evaluación para «enriquecer la visión estratégica de Veolia Environnement». Entre los miembros de ese comité se cuentan Jean-Michel Severino, director general de la Agencia Francesa de Desarrollo (AFD), y Philippe Leveque, director general de la ONG Care France. Care France goza de las prerrogativas de la forma de asociación puesta en vigor a través de la ley Oudin-Santini y su informe sobre las actividades correspondientes al año 2009 expresa su agradecimiento a las diferentes agencias del agua así como al Consejo General de la región Hauts-de-Seine.

Como primera beneficiaria de la ley Santini y primer socio de Cooperation 92, la asociación SOS Sahel se dedica a reverdecer el desierto. Como consecuencia de la gran sequía de los años 1973-1974, el entonces presidente de Senegal, Leopold Sedar Senghor, invitó a la sociedad civil francesa y africana a crear una asociación de lucha contra el hambre. Así apareció en Dakar, en noviembre de 1976, la asociación SOS Sahel.

La ONG Action Contre la Faim [en español, Acción Contra el Hambre] milita a favor de «ratificar [la ley Santini] a escala europea (para poder ayudar a más personas a tener acceso al agua y al saneamiento conforme a los Objetivos del Milenio)» [5]. Esta proposición debería suscitar duras críticas ya que se trata de legalizar a escala europea una práctica que sigue siendo delictiva en numerosos Estados.

Action Contre la Faim es una asociación internacional creada en noviembre de 1979, con el nombre de Action Internationale Contre la Faim (AICF) y apadrinada por una serie de intelectuales atlantistas, como Francoise Giroud, Guy Sorman, Jacques Attali y Bernard-Henry Levy. En aquel entonces el objetivo era alimentar, en Pakistán, a los islamistas afganos que huían del Ejército Rojo.

Cuatro meses después de su fundación, en febrero de 1980, AICF participa en un suceso mediático: «la marcha por la supervivencia». 

Respondiendo al llamado de Médicos Sin Fronteras, un grupo de celebridades escolta un convoy de ayuda humanitaria que será detenido al tratar de pasar la frontera de Camboya. Se producen entonces conmovedoras escenas en las que Bernard-Henry Levy y Elie Wiesel suplican a las tropas comunistas vietnamitas que permitan el paso de la ayuda humanitaria destinada a los khmers rojos, a los que supuestamente estaban dejando morir de hambre después de haberlos derrocado.

La marcha había sido organizada en realidad por la CIA, con la ayuda de Claude Malhuret [6]. Posteriormente se supo que en los campamentos de refugiados de los khmers rojos no existía ninguna hambruna. La creación de la asociación parece haber sido financiada por Michel David-Weill, entonces presidente del banco franco-americano Lazard y políticamente comprometido con la cruzada antisoviética. Por su parte, su socio Jean Guyot financió Care France.

Guy Sorman explica que «David-Weill quería hacernos el cheque. Pero en aquella época, con el control de cambio [de moneda], era complicado transferir fondos entre Estados Unidos y Francia. Así que decidimos crear una filial americana» [7].

De esa manera, los vínculos entre las colectividades locales, las ONGs y generosos mecenas se ven implicados en cálculos políticos o maniobras comerciales que nada tienen que ver con los ideales invocados.

La Global Water Initiative y el programa Water Efficient Maize for Africa

En 2007, un generoso mecenas ofrece 15 millones de dólares al año por un periodo de 10 años a un colectivo de ONGs por la realización de acciones a largo plazo a favor del acceso al agua. Se trata de la Global Water Initiative (GWI).

El proyecto se aplica en Burkina Faso, Malí, Níger, Senegal y en otros 9 países de África y de América Central. Tiene como objetivo proporcionar a las comunidades un acceso durable al agua para cubrir las necesidades de la producción rural.

Siete ONGs participan en la GWI: 
-Action Against Hunger / Acción Contra el Hambre (AAH / ACF, siglas en ingles y francés) 
-CARE [8] 
-Catholic Relief Services (CRS) 
-The World Conservation Union - IUCN 
-International Institute for Environment and Development (IIED) 
-Oxfam America 
-SOS Sahel. [9]

David Blanc (director del departamento de operaciones de Acción Contra el Hambre USA) conforma el programa en colaboración con la Howard G. Buffett Foundation, que financia enteramente el proyecto [10].
Howard G. Buffett


Howard Graham Buffett es el hijo de Warren Buffet, clasificado en 2008 como propietario de la segunda fortuna más importante del mundo por la revista Forbes. Se presenta como agricultor, filántropo y amante de la fotografía. Su historial lo sitúa, sin embargo, como administrador de varias empresas, como la Archer Daniels Midland (de 1992 a 1995), una de las más importantes empresas agroalimentarias de Estados Unidos.

La Archer Daniels Midland, que se dedica a negociar con cereales, goza de gran influencia en la difusión de los organismos genéticamente modificados (OGM). La fundación Howard G. Buffet nació en 1999 y adoptó como misión el garantizar la satisfacción de las necesidades esenciales de las poblaciones más desfavorecidas y marginadas del mundo.

Esta fundación concede particular importancia al acceso al agua en América Central y en África, así como al desarrollo de los recursos agrícolas para los pequeños agricultores locales.

Uno de los 7 participantes de la GWI, el IIED (International Institute for Environment and Development), a desempeñado un papel ideológico de primer plano en el renacimiento del maltusianismo y la movilización contra el calentamiento climático.

El IIED fue fundado en 1971, gracias al financiamiento del Aspen Institute [11], por la economista británica Barbara Ward (también conocida como la baronesa Jackson of Lodsworth) y por el hombre de negocios canadiense Maurice Strong, arquitecto de las «Cumbres de la Tierra».

Hoy en día, el IIED es financiado por varios ministerios (el ministerio francés de Ecología, el ministerio británico de Relaciones Exteriores, etc.), agencias supraestatales (Banco Mundial, FAO, Comisión Europea, etc.), varias ONGs (Care Dinamarca, etc.) y por una increíble cantidad de fundaciones (Rockefeller Foundation, Ford Foundation [12], etc.).

El IIED se encuentra hoy bajo la presidencia de Camilla Toulmin, quien ya había administrado anteriormente, desde 1987 hasta 2002, su programa «tierras áridas». Su trayectoria le ha permitido esencialmente estudiar el fortalecimiento del desarrollo duradero así como el derecho sobre la tierra en África y en todas las regiones. La actividad de Camilla Toulmin se ha concentrado en el desarrollo social, económico y medioambiental en las zonas áridas de África. Camilla Toulmin es además la autora, junto a Simon Pepper (presidente de WWF-Escocia), de un informe titulado Reforma de la propiedad de la tierra en el Norte y en el Sur.

Una de las conclusiones de ese informe resulta reveladora: «En África, el programa de reformas sobre la propiedad de la tierra es de actualidad en gran parte debido a los donantes internacionales, como el Banco Mundial, el Reino Unido, Francia, Alemania y Estados Unidos. Este compromiso proviene de la impresión de que se hace indispensable una reforma sobre la propiedad de la tierra en aras de garantizar en ese aspecto la seguridad suficiente para favorecer la inversión en la agricultura, reducir los conflictos y atribuir tierras a los utilizadores más productivos.

Esa visión espera también que muchos países africanos se abran a la inversión externa en la agricultura. Se estima que las empresas internacionales tienen que contar con títulos de propiedad garantizados antes de invertir sus capitales en las economías africanas de alto riesgo. Existen también importantes intereses nacionales que estimulan a la compra de las tierras ancestrales cuando éstas salen al mercado» [13]. Se trata de una conclusión evidentemente vinculada a los intereses de quienes dan la luz verde en el seno del GWI, cuyo único inversionista es la fundación Howard Buffett.

De forma paralela, la fundación Howard Buffet y la fundación Bill & Melinda Gates financian el programa Water Efficient Maize for Africa (WEMA) aportándole alrededor de 47 millones de dólares. El objetivo es resolver los problemas de sequía que encuentran los cultivos locales africanos a través de la creación de nuevas variedades de maíz en colaboración con Monsanto, el gigante estadounidense de los organismos genéticamente modificados (OGM) [14]. La dirección del programa está en manos de la USAID.

En el caso del GWI y del WEMA también se evidencia una excesiva representación de los intereses privados. Por un lado a través de las fundaciones nacidas de las empresas privadas que financian los proyectos, así como por el indiscutible papel que desempeñan las multinacionales cuyos representantes participan a veces en la administración de las supuestas ONGs. También en este caso son flagrantes las contradicciones entre el concepto de solidaridad y los intereses representados.



Solidaridad y gobernanza mundial

Los dos ejemplos que aquí hemos expuestos en forma sucinta son representativos de una equívoca realidad. Otros muchos programas, que supuestamente deberían dar respuesta a las problemáticas humanitarias, se basan en asociaciones entre el sector público, el sector humanitario y el mercantil. Además, el microcrédito es un componente corrientemente agregado a algunos de esos programas.

Pero el llamado “social business” (o empresariado social) incluye también una realidad mucho menos eficaz de lo que afirman sus famosos discípulos Jacques Attali, fundador de Planet Finance, y Bill Drayton, fundador de Ashoka Fund [15].

El microcrédito y las asociaciones entre ONGs y empresas son actualmente tema de fructíferas discusiones. Algunos ven en ellas una solución a la crisis económica, pero también una respuesta a las problemáticas sociales y medioambientales de estos últimos años. Su existencia se basa en numerosos foros que construyen esos nuevos modelos de gobernanza asociativa como expresión de la sociedad civil en el seno de la «futura gobernanza mundial» [16].

A pesar de las evidentes divergencias entre la sociedad civil y las empresas transnacionales, las ONGs están sobre todo comprometidas con el sector privado y con los Estados, en vez de actuar como actores independientes o incluso como contrapoder.

Ese comportamiento evidencia el lento desvío de las grandes ONGs de solidaridad internacional, que poco a poco van convirtiéndose en representantes de la defensa de intereses que nada tienen que ver con la democracia. Peor aun, la idea –que poco a poco va imponiéndose– de una gobernanza mundial a la que estarían asociadas las ONGs contradice la definición misma de democracia.


Notas:
              
[1] Libro en francés: Noir Silence, por François Xavier Verschave, editor Les Arènes (2000), p.436-437.

[2] «Hauts-de-Seine: Dissolution de la SEM coopération 92», informe del municipio francés publicado en Les Echos, 24 de octubre de 2008.

[3] Association S-Eau-S.

[4] «La colère de Santini face aux questions de Bakchich», por Hélène Constanty y Marion Gay, Bakchich, 25 de febrero de 2008.

[5] Dosier de Prensa de Action Contre la Faim en ocasión del Dia Mundial del Agua de 2008. El libro Lobby Planet Paris, guide des Lobbys, en venta desde noviembre de 2009, aborda la ley Oudin-Santini.

[6] Rescuing the World, por Andrew F. Smith, prefacio de Henry Kissinger, State University of New York Press, 2002, pp. 123-129.

[7] «Action contre la Faim à la conquête de l’Amérique», por Emmanuel Saint-Martin, French Morning, 12 de octubre de 2009.

[8] «Las ONGs, ¿instrumentos de gobiernos y transnacionales?», por Julien Teil, Réseau Voltaire, 30 de julio de 2009.

[9] Presentación del GWI en el sitio web de la ONG Care-USA.

[10] Página de David Blanc en el sitio web de Action Against Hunger.

[11] «El Instituto Aspen educa a los tiburones del business», Red Voltaire, 3 de febrero de 2004.

[12] «La Fundación Ford, fachada filantrópica de la CIA» y «Por qué la Fundación Ford subvenciona la oposición», Red Voltaire, por Paul Labarique, 5 y 19 de abril de 2005.

[13] Reforme foncière au Nord et au Sud, Camilla Toumin & Simon Pepper.

[14] Sitio web de la empresa Monsato.

[15] Al igual que Jacques Attali, William «Bill» Drayton estima que el “social business” permite resolver los problemas inherentes a la pobreza. En la época de la administración Carter, Drayton fue administrador asistente de la Agencia estadounidense de Medioambiente. Fue desde ese cargo que promovió el principio del mercado del carbono (trade and cap).

[16] La publicaón, en el año 2008, de un recuento de uno de esos foros aclara la naturaleza de las relaciones que se establecen en el marco de tales encuentros. En 2008 se celebró el foro «oposición a opositores… ¿qué futuro tienen las ONGs dentro de la gobernanza mundial?» El contenido se describe detalladamente en la publicación del mismo nombre que publicaron el IRIS y la ONG Handicap International.

domingo, 25 de marzo de 2012

EL GOLPE DE ESTADO EN MALÍ: ¿ANTICIPO DE UNA NUEVA INTERVENCIÓN EN ÁFRICA?

José Luis Forneo
cuestionatelotodo, 24/03/2012


Área habitada por las tribus tuaregs


Los medios de propaganda capitalistas se han lanzado como locos a condenar el golpe militar recientemente ocurrido en Mali, consecuencia de la intensificación de los combates en Malí entre los militares de la nación y los rebeldes étnicos tuareg del Movimiento Nacional de Liberación Azawad en el norte de ese país.
Evidentemente, como las únicas agencias de noticias con alcance global y los fondos y la infraestructura para mantener oficinas y corresponsales en todo el mundo son las que están supeditadas a los intereses economicos y militares de los estados pertenecientes a la OTAN, no podemos fiarnos mucho de la objetividad de las informaciones, pues han convertido la mentira en sinónimo de información, siempre para beneficio de las arcas de las grandes internacionales mafiosas.

Curiosamente, los titulares de hoy coinciden todos en lo mismo:

Reuters: «Armas y hombres provenientes de Libia fortifican rebelión en Malí»
CNN: «Presidente : combatientes tuareg de Libia atizan violencia en Malí»
The Scotsman: «Tuareg armados por el coronel Gadafi azotan Malí»
Agence France-Presse: «Francia denuncia asesinatos en ofensiva rebelde en Malí»
Voice of America: «Malí: Francia condena supuestas atrocidades de rebeldes tuareg»

Que el genocidio perpetrado en Libia por la OTAN y EEUU tenga consecuencias en toda la region es algo mas que lógico, aunque parece que nadie quiere plantears siquiera algunas de las implicaciones de estas acusaciones de los mismos medios que tratan a los terroristas sirios como "ejercito de liberacion nacional" y al gobierno apoyado por el pueblo de "terrorista" (al igual que hicieron en el caso de Gadaffi). Sin embargo, llegar a Malí desde Libia requiere un viaje de por lo menos 800 kilómetros a través de Argelia y/o Níger. Como los tuaregs que lucharon por Gadaffi (este siempre apoyo su lucha por la independencia y su autodeterminacion nacional, y por eso siempre fueron fieles a la Libia verde) no disponen de una fuerza aérea, los titulares de la propaganda occidental acusan implicitamente a estos dos paises, pues los combatientes tuareg habrian cubierto toda la distancia desde Libia a su patria en convoyes con armas pesadas a través de otra nación sin que los detectaran o disuadieran las autoridades locales.

Las noticias respecto a Malí y el uso de Gadaffi como pretexto del golpe de estado (parece que el lider libio sigue dando guerra a los imperialistas incluso despues de muerto) puede responder a que  Occidente se proponga abrir otro frente militar en el continente africano después de la invasión y destrucción de Libia, de las continuas operaciones en Somalia y África Central con el reciente despliegue de fuerzas especiales estadounidenses en Uganda, Congo, la República de África Central y el Sur de Sudán. Tambien hace un años en Costa de Marfil, vecina de Malí hacia el sur, los militares franceses, con activas tropas de las Naciones Unidas – «mantenedoras de la paz» – destituyeron al presidente legítimo Laurent Gbagbo para poner en su lugar al amigo de Sarkozy y empleado del FMI, Alassane Quatara (en aquel caso, el desbloqueo de la exportacion de Cacao por el presidente Gbagbo fue la primera decision del nuevo presidente).

Hay que recordar que Malí es el tercer productor de oro de África, después de Sudáfrica y Ghana. Posee considerables depósitos de uranio administrados por concesiones francesas en el norte del país, escenario de los actuales combates. Las demandas de los tuareg incluyen la obtención de cierto control sobre las minas de uranio y los ingresos que generan (es decir, el control sobre los recursos de su propia tierra, algo que en Libia sucedia hasta la intervención de la OTAN, que despojó a los libios del derecho de ser los principales beneficiarios de sus propios recursos).

Soldados tuaregs en el ejército de Gadafi

Los militares estadounidenses están establecidos en la nación por lo menes desde 2005 y Voice of America reveló ese año que el Pentágono había «establecido un centro temporal de operaciones en una base de la fuerza aérea de Malí cerca de Bamako. La instalación proveerá apoyo logístico y servicios de emergencia a las tropas de EEUU que entrenan fuerzas locales en cinco países de la región».

Al año siguiente el Comando Europeo de EEUU y el jefe del Comando Supremo de la OTAN en Europa, el general de marines James Jones, primer consejero nacional de seguridad del gobierno de Obama, «hizo la revelación de que el Pentágono quiere conseguir el acceso a… bases en Senegal, Ghana, Malí y Kenia y otros países africanos», según un artículo publicado en Ghana Web.…»

En 2009 EEUU anunció que estaba suministrando al gobierno de Malí más de 5 millones de dólares en vehículos nuevos y otros equipos. Em realidad EEUU ha estado involucrado en la guerra de Malí durante casi doce años. Recientes historias sobre atrocidades en la prensa occidental alimentarán demandas para una intervención de «Responsabilidad de Proteger» al estilo de las realizadas en la Costa de Marfil y en Libia hace un año y suministrarán el pretexto de una participación militar estadounidense y de la OTAN en el país.

Parece que la guerra de los tuaregs en el Sahel, al norte de Malí, por su independencia y, y esto es lo fundamental, el control de los ricos recursos de la zona, ha hartado ya a las multinacionales capitalistas, que quieren explotarlas sin el constante problema de los hombres del desierto. Asi que, aprovechando lo bien que ha salido el genocidio contra los libios, donde el sistema democratico de la Libia Verde ha quedado destruido y los recursos naturales del pais han pasado a manos de las grandes corporaciones europeas, estas pueden haber decidido acabar con el problema de los tuaregs que, en el fondo, es el mismo problema con el que se enfrentaron en Libia, o se enfrentan ahora en Siria o Iran: el del saqueo de los recursos de los pueblos sin que estos tengan la insolencia de intentar mantener o recuperar su soberania.

En el caso de Malí el gobierno títere de Amadou Toumani Touré facilita que los recursos del norte del pais, aquellos que los tuaregs consideran suyos, sean explotados sin problema por las multinacionales extranjeras, que son tambien los principales beneficiaros de sus jugosos beneficios economicos, de los que los malinenses ven poco. Quizás el pretexto de un golpe de estado militar contra el amigo de occidente (con el argumento de que se hace demasiado poco contra los rebeldes del norte) sea una buena oportunidad para que las tropas de la OTAN y el AFRICOM intervengan masivamente en el rico pais (aunque sus ciudadanos sean de los más pobres de África) y acaben con el problema de los tuareg, además de castigarles por su apoyo abierto al que siempre les ayudó y les defendió dentro y fuera de Libia: el coronel Gadaffi.

QATAR, PEQUEÑO PERO MATÓN

Nagham Salman
RT, 23/03/2012




Desde que se iniciaron las revoluciones árabes hace ya más de un año, Qatar ha adoptado un papel protagónico en toda la región y se ha puesto a la vanguardia del nuevo plan geoestratégico en el que son varios los actores interesados.

Este minúsculo país del Golfo Pérsico, una península de apenas 11.437 kilómetros cuadrados, está presidido por el emir Hamadbin Khalifa al Thani, que se hizo con el poder en 1995, cuando dio un golpe de Palacio aprovechando la ausencia de su padre, que se encontraba en viaje diplomático.

Es conocido en todo el mundo árabe que su segunda esposa, la Sheikha Moza, cuya belleza palaciega embelesa al mundo, lideró la conspiración contra su suegro para que los derechos de sucesión pasaran a su prole y no a los hijos del emir con su primera esposa. Aquel día congregó al Consejo de Jeques del país y se emitió un mensaje televisado a la nación en que se transmitía la imagen del Consejo y una voz periodística informaba que había sido investido un nuevo emir. A partir de aquel día, el padre de Hamadbin Khalifa estuvo exiliado y no pudo volver al país hasta 2005 para asistir al funeral de una de sus esposas.

Qatar es un país donde 300.000 súbditos gozan de la renta per cápita más alta del planeta, unos 104.000 dólares anuales por ciudadano.

Mientras los ciudadanos qataríes se recrean en su fastuosidad y su ostentación, un ejército de más de un millón y medio de asiáticos en condiciones de semiesclavitud y sin derechos sociales, malvive hacinado en pisos patera y trabajando jornadas que superan las catorce horas, y soportando más de 40 grados de temperatura media la gran parte del año. Estos ocupan todos los puestos de trabajo poco cualificados en plataformas de extracción, construcción y servicio doméstico. Sus sueldos no superan los 200 dólares mensuales y sus patrones qataríes pueden enviarles de vuelta a sus países de origen cuando lo deseen. 

Gracias a esta mano de obra barata y a sus recursos inagotables, Qatar se ha convertido en los últimos años en el país más rico del mundo en PIB per cápita, donde la ostentación y la obesidad se han convertido en los rasgos más característicos de la mayoría de sus ciudadanos, y donde Doha es una ciudad futurista plagada de coches de lujo y grandes centros comerciales con aire acondicionado donde la gente consume hasta la extenuación.

Esta circunstancia ha sido además aprovechada por el emirato durante los últimos años para tomar posiciones en la economía internacional. Marcas emblemáticas han ido entrando poco a poco en las redes qataríes, entre ellas Porsche, Volkswagen, Harrods, los bancos Barclays y CréditSuisse e incluso clubes de fútbol como el París Saint Germain y el FC Barcelona.

Además hacerse con el accionariado y el control de grandes empresas internacionales, el fondo soberano qatarí ha contribuido estos últimos tres años a atenuar la crisis económica que ha afectado especialmente a Europa y Estados Unidos, comprando deuda pública de diferentes países a un bajo tipo de interés. Es un secreto a voces que el Mundial de Fútbol de 2022 le ha sido concedido en agradecimiento a esta ayuda financiera.

En la esfera internacional, este liderazgo económico súbito y el poder de persuasión y manipulación que es capaz de ejercer Qatar en todo el mundo árabe desde hace ya varios años a través de la cadena Al Jazeera, ha envalentonado al emirato a enrolarse en el nuevo macroplan geoestratégico para toda la zona, que tiene como objetivo final la caída de Irán y la dominación definitiva de los chiitas de la región, cuyas comunidades ocupan los territorios más ricos en recursos naturales.

Siete documentos de WikiLeaks estuvieron a punto de ver la luz y exponer el rol que jugaban Qatar y Al Jazeera en el inicio de las revueltas. Finalmente cinco de estos documentos salieron a la luz y los otros dos fueron eliminados después de muchas negociaciones y grandes sumas de dinero pagadas por el gobierno qatarí a la dirección de WikiLeaks.

Uno de estos dos documentos evidencia la reunión que mantuvieron el ministro qatarí Hamad Bin Jassim y unos altos representantes israelíes y estadounidenses, en que decidieron que una vez que salieran los egipcios a las calles, el canal Al Jazeera iba a hacer todo lo posible para difundir y promover el conflicto no solo entre el pueblo egipcio y el régimen sino entre los propios egipcios. Posteriormente se dieron órdenes oportunas a Al Jazeera y las agencias internacionales de información acerca de cómo debían retransmitirse las revueltas.

Otro de los documentos prueba la reunión que mantuvieron el gobierno qatarí y representantes del gobierno estadounidense, donde decidieron que Qatar permitiría a EE. UU. ampliar y reforzar la base militar americana de Doha para ser utilizada en un eventual ataque a Irán. Qatar muestra también su deseo de atacar a Irán con la condición que EE. UU. garantice la explotación por parte del emirato del gas iraní frente a sus costas. 

El emir Hamad, que no es más que la cara visible de un gran complot, se presenta a sí mismo como el gran defensor de los derechos humanos, la democracia y la libertad en el Norte de África y Oriente Medio. Desde su aparición en la esfera internacional, su actuación se ha caracterizado por financiar y apoyar a los rebeldes armados y grupos islamistas terroristas en los países que no se someten a los designios del nuevo plan geoestratégico pactado. De esta manera, ya han caído Egipto, Libia y Yemen

Siria, que hasta hace poco más de un año era un país laico y ejemplo de convivencia, es el campo de batalla en estos momentos. Durante más de un año, la financiación de los grupos rebeldes y la infiltración de mercenarios yihadistas en el país no han dado sus frutos. Mientras, Siria se ha sumergido en una cruenta guerra civil y el emir incluso ha llegado a proponer una intervención extranjera, que no es más que la fase siguiente del plan preestablecido.

Paradójicamente, las monarquías wahabitas fundamentalistas y emiratos del golfo han sido excluidos de esta "ola de libertad y democracia". No cabe olvidar que lo que caracteriza a todos estos países es su riqueza, la falta absoluta de libertades, la represión de las minorías chiitas y la esclavización de los trabajadores asiáticos.

El Amir Hamad, aprendiz de príncipe de Maquiavelo, debería ser consciente que pasará a la historia como el hombre que traicionó a su propio padre, esclavizó a cientos de miles de asiáticos e intentó también esclavizar a todo el mundo árabe y poner a occidente a sus pies como señal de gratitud.

Porque la historia pone a cada uno en su lugar.

---
Nagham Salman es jefa de proyectos europeos y analista política, especialista en asuntos de Oriente Medio.