jueves, 23 de marzo de 2017

DESMONTANDO LA SUCIA Y RASTRERA CAMPAÑA PARA CRIMINALIZAR A LOS ESTIBADORES

Julián Jiménez
Kaos en la red, 21/03/2017

El pasado jueves se consiguió un punto de inflexión. La imagen es mucho más que una imagen.



Esa imagen es la derrota del Gobierno ante el intento de volver a imponer, una vez más, a un sector laboral, un decretazo cuyo único fin es precarizar condiciones de trabajo, bajar sueldos, desregular, despedir trabajadores y hacer las delicias de empresas financieras y fondos buitres multimillonarios para que llenen de beneficios sus bolsillos a costa de los trabajadores. Ya lo hicieron con los mineros, con los profesores, con los médicos, con tantos y tantos trabajadores afectados por la reforma laboral. Pero esta vez, NO. Esta vez, perdieron. ¡Ya era hora! Y no fue porque los políticos que han apoyado a este Gobierno, con su abstención o su voto, hayan cambiado: Fue porque los estibadores son un colectivo unido, con una fuerte conciencia de clase y capaces de presionar con la huelga. Fue porque los estibadores, aun ofreciéndoles in extremis el Gobierno el caramelo envenado de unas jugosas prejubilaciones que les dividirían entre mayores de 50 años y menores, fijos y eventuales, las rechazaron.

Esa imagen es mucho más que eso: Es la primera vez desde 1979 que un Real Decreto Ley es tumbado en el Parlamento español. Es, además, una victoria muy simbólica: El Gobierno, la patronal y las multinacionales que se iban a beneficiar debido a la presión de la UE imponiendo una liberalización de los puertos, eran derrotadas por la firme resistencia de 6150 trabajadores de la estiba.La reacción del Gobierno y de los medios de comunicación, en poder de esas mismas multinacionales, ha sido inmisericorde, cargada de rencor y despiadada. Seguramente, en sus adentros, pensarán: "¿Quiénes se han creído que son esos sucios obreretes para desafiarnos?". Desde entonces, la campaña a cuchillo contra los estibadores es constante, aplicando todas las técnicas de propaganda, en nada diferentes a las del nazi Goebbels. Además, el mismo PP está organizando a sus huestes para que tiren y disparen a matar contra los estibadores en las redes sociales. Es por ello que creo que es necesario desmontar algunas mentiras que se llevan días vertiendo contra los estibadores, a quienes en lugar de odiar como quieren los poderosos, deberíamos imitar y tomar ejemplo de ellos. Empecemos con el asunto más comentado: La "Multa": Todos los medios lo repiten machachonamente, todas las televisiones hablan de ello, todos los tertulianos a sueldo: "La multa costará a los españoles bla, bla, bla". Así, repetido y repetido, como si mañana fuese a venir alguien a nuestras casas y decirnos, cual recaudador de impuestos medieval: "Oiga, mire usted, tiene que darme tanto y tanto por culpa de los estibadores". Y siempre con números mayores: En lugar de explicar que la multa son 50 millones de euros, dicen que se tienen que pagar al día 130.000 euros cada día, para que parezca mucho. E incluso algunos medios y periodistas llegan a calcular en pensiones cuánto cuesta la sanción europea, por si algún despistado aún siente admiración hacia los estibadores. He buscado en el mismo medio si encontraba el mismo cálculo sobre el rescate a la banca, autopistas, almacén de Castor o corrupción: Por supuesto, no he encontrado nada, como esperaba. Esas multas no dolían tanto a los accionistas de Atresmedia.



Lo más triste de esto es que no es verdad, es que todo es una campaña basada en medias verdades, informaciones tendenciosas y mentiras: 1. La multa no se paga por la derogación del decretazo: Hay margen de varios meses para que el Gobierno negocie con los trabajadores. Es decir, es rotundamente FALSO que la derogación del decreto contemple inmediatamente la multa. 2. El coste de la multa era menor que el Decretazo: De aplicarse lo dispuesto en el decreto del Gobierno contra la estiba había que pagar 310 millones de euros por los despidos, pagados con dinero público a trabajadores de empresas privadas, cosa verdaderamente vergonzosa y que ningún medio de comunicación ha calculado ( y algunos ni siquiera informaron de ello). A lo que habría que sumar las prejubilaciones prometidas por Empleo: Otros 225 millones de euros. Estamos hablando que, en total, liberalizar la estiba nos costaría 535 millones de euros, es decir, casi el importe de 11 años de multas de la Unión Europea: La diferencia es que con la multa, 6150 estibadores estarán trabajando y con el decreto estarían en la calle, para que las empresas se beneficiasen de la desregulación laboral y de convertir la estiba en una profesión precaria. 3. Podríamos incluso debatir la injusticia de la multa. Si el Parlamento Español vota en contra de liberalizar la estiba ¿Por qué tenemos que aceptar la orden de la UE, pasándose por el forro lo votado en España? La respuesta es sencilla: la UE, siempre, está al servicio de los monopolios empresariales, los fondos de inversión y los grandes bancos. Es por ello que algunas personas nos oponemos a ella. 4. Y también una cosa que te debería llamar la atención. La sanción de la estiba cuesta 50 millones. Si lo comparamos con el rescate bancario, que son más de 100.000 millones de euros, con el coste social de la corrupción, que son 90.000 millones de euros, o con el rescate a las autopistas, que son 2.000 millones de euros, hablamos de una cifra ridícula. Solo el dinero que ingresen los salarios de esos estibadores por IRPF y el pago de la Seguridad Social de las empresas por esos trabajadores puede ascender anualmente a una cifra muy similar a la dichosa multa. Para poner más cifras sobre la mesa: el coste de la sanción por la estiba sería de 1EUR por persona, frente a los 50EUR de las autopistas, los 2560EUR del rescate a los bancos. Es aquí donde debería actuar tu sentido crítico, lector, y preguntarte: ¿Por qué los mismos que llaman "rescate" a las autopistas o "inyección de liquidez" a los bancos llaman "multa que pagaremos todos" a la sanción de la UE"?¿Por qué nunca me informaron del coste en pensiones o en hospitales que tenían esos conceptos y sí lo hacen con los estibadores?

La campaña para criminalizar a los estibadores no acaba ahí: Un sector que era desconocido por el 95% de los mortales hasta el día 3 de febrero, ahora está en boca de todos, echando pestes sobre ellos (en base a lo que han escuchado en los medios de comunicación, sin plantearse el contrastar la información). Y sobre ellos se están diciendo muchas mentiras y medias verdades. No es cierto que la estiba sea un sector cerrado y nadie pueda acceder si no tiene familia. Aquí dejo una convocatoria pública de un puerto, el de Pasaia, para trabajar de estibador, donde se puede comprobar que el acceso es totalmente libre y no existe discriminación positiva para aquellos que tengan familiares trabajando, como ya se explicó aquí hace semanas. Del sueldo poco que comentar: Son trabajadores privados, el sueldo que cobran es el sueldo que han conseguido arrancar en acuerdos con las empresas navieras que ganan millones y millones de beneficios. Aunque, como sabrás, el sueldo de los estibadores sufre una curiosa inflación en las noticias: Cada día que pasa la cifra aumenta: En febrero eran 40.000, después 50.000, posteriormente, 70.000. Y la Sexta (cuya consejera delegada del Grupo Atresmedia es también consejera de JP Morgan, banco que se hará de oro con la liberalización de la estiba) llegó a publicar un tweet, luego borrado, hablando de sueldos de 140.000 euros.

Tampoco es cierto, como cargos del Gobierno y medios como Libertad Digital están difundiendo de que no haya mujeres en la estiba. Es radicalmente falso: Solo existe un puerto donde no hay, Algeciras, y la razón es que desde 2013 no hay convocatorias para la bolsa de trabajo. De hecho, para azuzar el rechazo al colectivo de estibadores, Libertad Digital ha difundido un vídeo de 2014 de Canal Sur donde un estibador manda "a fregar" a unas mujeres que piden que se admita a trabajar a estibadoras en el puerto de Algeciras. Evidentemente, no dicen que el vídeo sea de hace 3 años y la intención es vincular la celebración de la derogación del decreto con ese vídeo: Es decir, que el comentario machista y deplorable de un estibador, DE UNO, sea extensible a todos y cada uno de los 6150 estibadores, incluidas las 400 estibadoras del Puerto de Valencia, el puerto con mayor porcentaje de mujeres (en el vídeo del enlace podéis escucharlas). Llamativo de un medio como Libertad Digital donde se acusa a las feministas de "feminazis" y "locas". O como si el machismo no fuese algo estructural y presente en todos los gremios y en la sociedad.

En el fondo, lo que se dirime es algo más importante. Es que a los poderosos les interesa que sientas odio, verdadero odio y asco contra los estibadores. Envidia, mucha envidia, que en lugar de plantearte por qué cobras un sueldo tan bajo, te indignes por el sueldo de los estibadores. O que sientas que, por culpa de ellos, tu vas a pagar una importante multa, que en realidad no te costará más de 1EUR. Los medios de comunicación, propiedad de bancos y fondos de inversión, quieren que pienses que sus intereses son TUS intereses: Que si ellos pierden, tú pierdes. Cuando en realidad, la victoria de los estibadores es un punto de inflexión y algo que puede reforzar a todo colectivo de trabajadores: Han demostrado que la lucha, la perserverancia, la conciencia de clase, una fuerte organización y, sobre todo, la unidad, han conseguido ganar la batalla, no solo a un Gobierno, se la han ganado a importantes fondos buitre, bancos internacionales y a la patronal de empresarios.

Por eso, muchos, el jueves, sentíamos algo nuestra la victoria de esos trabajadores: Una victoria contra los mismos que nos han machacado a todos: A mineros, a profesores, a médicos, a trabajadores del sector privado, a barrenderos, a becarios, a estudiantes. Una victoria de la que debemos extraer muchos datos y, sobre todo, muchas enseñanzas. Porque, por mucha propaganda que emitan todos los medios de comunicación, por mucha campaña orquestada por el PP en las redes con cibervoluntarios repitiendo mensajes idénticos, sabemos quiénes son de los nuestros, quiénes son como nosotros y al lado de quién debemos estar. Solo el placer de ver a trabajadores que son como nosotros exultantes y las caras de los ministros desencajadas, de los mismos que han mandado a la miseria a tanta gente, los mismos que han causado tanto sufrimiento y tanto daño, ya merecía la pena. Merecía tanto la pena, que pagar la multa, a un euro por cabeza, me parece hasta barato. ¡Tirado!

PD: Este escrito no será publicado en ningún medio de comunicación. Por eso te pido que hagas lo posible por hacerlo llegar a muchos: Si lo compartes, ayudarás a que otros lean estas líneas, lean los datos expuestos y puedan tener una segunda versión que, por desgracia, no saldrá en la TV. Muchas gracias.

lunes, 20 de marzo de 2017

EL VERDADERO ROSTRO DE NUESTROS NACIONALISTAS "DE IZQUIERDA"

Sí, no estáis mal de la vista. Ese individuo que veis entre ese montón de fachas cavernarios (aristocráticos terratenientes, toreros, ministros del PP) es Oriol Junqueras, líder de los "radicales" de ERC. El mismo nacionalista del opulento norte de España que insulta al sur proletarizado, llamándolo "españolista" y "facha". Pues resulta que a él no le importa salir retratado en la portada del ABC defendiendo a la Iglesia Católica, fanática, franquista, genocida, liberticida y pedófila junto a lo más granado del facherío católico de ese sur que tanto odia. La izquierda que ensalza a tipejos como éste o a los "charnegos" catalanizados de la CUP, que solo sirven para hacer de lacayos del clan de los Pujol, tendrían que hacérselo mirar. Esto es una muestra más de que el nacionalismo como mucho solo tiene de revolucionario la fachada. Y a veces (como en esta ocasión) ni eso.


lunes, 13 de marzo de 2017

INVESTIGAN A LA CÚPULA DE EL CORTE INGLÉS POR APROPIACIÓN INDEBIDA Y BLANQUEO EN EL DESEMBARCO DE SU SOCIO CATARÍ

eldiario.es, 13/03/2017



El Juzgado de Instrucción número 46 de Madrid ha admitido a trámite, a instancias de la Audiencia Provincial de Madrid, una querella de Corporación Ceslar, que posee el 9,001% de El Corte Inglés, contra la cúpula del gigante de la distribución por los delitos de apropiación indebida, corrupción entre particulares, falsedad documental, vulneración al derecho de información y blanqueo de capitales, según avanza El Confidencial.

La querella está dirigida contra el presidente de El Corte Inglés, Dimas Gimeno, los consejeros Manuel Pizarro, Carlos Martínez Echevarría, Shahzad Shahbaz y Florencio Lasaga, el secretario del consejo, Antonio Hernández-Gil, el supuesto asesor externo de la compañía David Barreiro y las sociedades Noganoir Capital y Tereze Capital, vinculadas a este último.

La Audiencia Provincial de Madrid ha ordenado al juzgado que reclame a los investigados los contratos que justificarían el pago de 19,5 millones de euros en comisiones por parte de El Corte Inglés a las dos mercantiles imputadas (radicadas en Singapur y Emiratos Árabes, y vinculadas a Barreiro) por la supuesta labor de asesoramiento que estas desarrollaron en la operación del préstamo de 1.000 millones convertible en acciones que concedió al grupo el jeque Hamad bin Jassim bin Jaber al Thani, exprimer ministro de Catar, a través de la sociedad luxemburguesa Primefin en julio de 2015.

Como avanzó eldiario.es en agosto de 2015, tras las firmas que cobraron esas comisiones está David Barreiro Nogaledo, financiero español afincado en Dubai que en agosto de 2011, con El Corte Inglés todavía presidido por el fallecido Isidoro Álvarez, firmó un “acuerdo preliminar” con el grupo de distribución para intermediar en la entrada del jeque árabe. Barreiro es socio junto a César Álvarez miembro de la Fundación Ramón Areces (principal accionista de El Corte Inglés) y tío del presidente del grupo, Dimas Gimeno (es hermano de Isidoro Álvarez), en el Banco de Dakar, impulsado por los multimillonarios Alberto Cortina y Alberto Alcocer, ‘los Albertos’. En su momento, los famosos primos estuvieron casados con las hermanas Koplowitz, a su vez ahijadas de Ramón Areces, fundador de El Corte Inglés.

Ceslar, que ya había reclamado sin éxito esos contratos antes de interponer la querella, sostiene que ese supuesto trabajo de intermediación por el que el grupo abonó 19,5 millones realmente no se produjo y cree que "encubre el pago de comisiones a favor de terceros cuya identidad se desconoce y que bien pudieran implicar a los altos estamentos del Estado". "Sin duda, nos encontramos ante pagos encubiertos mediante sociedades opacas en claro perjuicio de la sociedad", insinúa la querellante, cuya representante, Carlota Areces, fue expulsada del consejo de administración de El Corte Inglés en agosto de 2015.

En la misma operación del crédito concedido por el jeque, el grupo de distribución abonó otros 3,75 millones de euros al banco de inversión estadounidense Morgan Stanley por su asesoramiento. Este último pago ha sido igualmente requerido por la Audiencia Provincial, que en el auto del pasado noviembre —que ordena al Juzgado 46 admitir la querella— exige a El Corte Inglés que entregue los informes remitidos por la entidad financiera norteamericana y el justificante de que estos fueron suministrados a los consejeros antes del consejo de administración de julio de 2015.

Este proceso es paralelo al que se sigue en el Juzgado de lo Mercantil Número 1 de Madrid por la expulsión de Carlota Areces, prima de Dimas Gimeno, del consejo de administración de El Corte Inglés por haber “quebrantado el deber de sigilo” sobre las actuaciones del máximo órgano de gestión de la compañía, al revelar detalles sobre la entrada en el capital del grupo de su accionista catarí.

domingo, 12 de marzo de 2017

EL ANDALUZ COMO ARMA PARA DESPRESTIGIAR

Raúl Limón
El País, 11/04/2017

[A pesar de que su intención última es apoyar a la impresentable Susana Díaz, este artículo denuncia algo que es tan frecuente como lamentable, sobre todo cuando se da en la izquierda (y no me refiero al PSOE), a saber, la discriminación contra las regiones con menos renta per cápita (no digo "pobres", porque Andalucía no es pobre, más bien todo lo contrario.)]



El habla vuelve a ser un recurso de burla, pese a su gran valor

Los tuits lo carga el diablo y el último fuego descontrolado procedió de la cuenta del edil socialista en el Ayuntamiento de Madrid Ramón Silva. Este concejal, próximo a Pedro Sánchez, tuvo que pedir disculpas por haberse mofado del acento andaluz de la presidenta de la Junta, Susana Díaz, en un momento en que el ex secretario general intenta arañar votos de militantes en Andalucía. No es la primera vez. El desprecio al habla andaluza ha jugado malas pasadas a dirigentes de todos los partidos, que ignoran que el andaluz es una forma de hablar español y, según defienden los filólogos, culta, vanguardista y de gran influencia en América.

“Queremos un PEZOE ganadó”, escribió Silva como burla a una de las consignas que defiende Susana Díaz como dirigente socialista. Y a las palabras intencionadamente mal escritas le siguió un aluvión de reproches de su propio partido por usar el acento para intentar desprestigiarla. La presidenta de la Junta le replicó sin nombrarlo horas después en un acto público: “Los andaluces estamos orgullosos de nuestro acento. Un acento de igualdad y de tolerancia”.

Los filólogos no se sorprenden de la recurrencia del desprecio al andaluz, pese a la paciente labor de explicar una y otra vez a quienes lo ignoran que ningún idioma tiene una evolución uniforme y que ninguna variedad es mejor o peor. “Si algo distingue al andaluz de otras hablas es que es muy vanguardista y tiene una gran influencia en América”, destaca Pedro Carbonero, investigador, doctor en Filosofía y Letras y catedrático de Lengua Española de la Universidad de Sevilla. “Pero no hay una variedad mejor sino una dominante”, añade.

Carbonero cree que cuando surge una evaluación social negativa del habla, se produce por “mitos extralingüísticos”, por prejuicios de otros ámbitos, como el centralismo, y generalmente motivados por una falsa creencia de superioridad.

Evolución rica del latín

El filólogo Miguel Ropero coincide en que la descalificación de la lengua se hace con criterios ajenos que obvian cómo el andaluz es una evolución muy rica del latín que, sin embargo, “ha sido secularmente maltratado y despreciado”. También destaca este investigador la gran capacidad de sus hablantes para expresar sus ideas.

El escritor Tomás Gutier (Tomás Gutiérrez Forero), autor La lengua andaluza y En defensa de la lengua andaluza, entre otros, hace autocrítica y lamenta que no se prestigie el habla en la comunidad y que se utilice en algunos medios de comunicación como la lengua de los chistes. “No hablamos mal, lo hacemos de otra manera”, defiende. Gutier afirma que ya Adriano, el emperador romano cuyos orígenes se sitúan en la ibérica Itálica, tuvo que soportar burlas por su acento en el senado imperial.

El investigador Pedro Carbonero destaca que la primera gramática española, de Antonio de Nebrija, recibió sus primeras críticas por haber surgido de Sevilla. Y así hasta nuestros días y en todos los ámbitos. Tomás Gutier se queja de que el andaluz ha sido tradicionalmente el “elemento cómico de las zarzuelitas”, en referencia a las obras menores que recurren al habla para la gracia fácil.

Durante años, los actores andaluces han tenido que aprender a ocultar su acento si querían optar a personajes relevantes en las obras. Lo mismo le ha ocurrido a los locutores y periodistas con presencia en medios audiovisuales, destaca el investigador de Sociolingüística Crítica en la Universidad de Huelva, Igor Rodríguez-Iglesias.

Para evitar la marginación artística, los actores andaluces han aprendido el acento neutro. “Si no, tus papeles se limitaban a hacer de camarero o guardia civil, quedabas relegado a papeluchos, nunca protagonistas”, recordó el actor de San Fernando Álex O'Dogherty en un reportaje sobre cine en el que consideró que ya empieza a cambiar esa estigmatización y se puede actuar en andaluz.

Lo mismo cree Carbonero, quien es optimista al observar que “poco a poco” se abandona la agresividad contra la diversidad en la lengua que, como en otros aspectos, solo aporta riqueza. Hasta que se cruza la política.

Más políticos con prejuicios

Igual que Ramón Silva, el expresidente catalán Artur Mas tuvo que disculparse por afirmar en 2011: “En Sevilla, Málaga o La Coruña hablan el castellano, efectivamente, pero a veces a algunos no se les entiende. A veces no se les acaba de entender del todo».

Un año antes, el entonces portavoz adjunto del PP en la Asamblea madrileña, Juan Soler, publicaba en su blog: “La forma de hablar de la ministra de Sanidad, Trinidad Jiménez, la hace más apta para Dos Hermanas o Vélez-Málaga. Suena extraña y solo aparece por aquí para aspirar a un puesto, le faltan fondo y cuajo madrileño”. Las críticas, principalmente de sus propios compañeros, le hicieron rectificar.

Esta metedura de pata ya tenía su tradición en el partido conservador. La diputada catalana del PP Monserrat Nebrera llegó a calificar en 2009 “de chiste” el acento andaluz de la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez. “Tiene un problema esta buena mujer y es que tiene un acento que parece un chiste, tiene un problema de comunicación, que se aturrulla y hace un lío”. Curiosamente, la explicación que añadió dejaba en evidencia quién se hacía un lío con el idioma, ya que dejó esta incompresible frase en la Cadena SER: “Yo que algunas veces cuando llamo a Córdoba y oigo desde algún hotel que me contestan y no acabo de entender, porque si no estás avezado en hablar en andaluz normalmente pues te cuesta, imagínate cuando además el problema es de comunicación siendo andaluza”.

El dirigente de su partido Javier Arenas salió en defensa del andaluz. «No aceptaré ni bromas ni comentarios sobre la forma de hablar en Andalucía, por insignificante que sea cualquier comentario que se refiera a los andaluces en tono jocoso o en tono vejatorio».

jueves, 9 de marzo de 2017

UN EJEMPLO DE CÓMO LOS MASS MEDIA CREAN POLÉMICA INEXISTENTE EN TORNO A LA FIGURA DE TRUMP

Da igual que a Trump lo hayan elegido las urnas, da igual que haya pertenecido al Partido Demócrata (el favorito de nuestros mass media) durante casi 10 años, da igual que sea una figura que a nadie escandalizaba y fuera de sobra conocida en los EE.UU. durante décadas (cameos en El Príncipe de Bel-Air, mención en Los Soprano, etc.), da igual que no sea más conservador que el candidato medio a la Casa Blanca por el Partido Republicano, da igual que apoye (¡igual que nuestros medios!) a la oposición golpista de Venezuela... Basta con no reírle todos los chistes al capitalismo global financiero (el responsable de la crisis en la que nos hayamos inmersos) como para que nuestros periodistas lo presenten un día sí y otro también rodeado de esa retórica satanizadora que compara a ciertos políticos con Hitler, los tilda de dictadores y fascistas y los hace responsables de un inminente fin de mundo. 



Se busca la foto incómoda, la palabra malsonante, la pose poco elegante para que el malvado de turno ocupe sistemáticamente las primeras páginas de los diarios. Así crean los medios en el público un estado de opinión desfavorable sobre quien no es 100% sumiso a los dictados de la piratería financiera. Y si no hay dónde rascar pues se saca de la nada. Esto es lo que ha hecho El País hace dos días con una ridícula noticia titulada: "Donald Trump sujeta su corbata con cinta adhesiva". Ahí es nada, ¡con cinta adhesiva! Un rasgo típico de los dictadores populistas anunciadores del ocaso de la civilización occidental. Pero ¿es que no le da vergüenza a este medio tener que inventar una noticia cuando no la hay y así seguir haciendo ruido sobre Trump? Perdida toda su (poca) credibilidad hace años, El País está pasando de ser el panfleto de los fondos buitres a ser una gacetilla de humor casposo y facha.

miércoles, 8 de marzo de 2017

VICTORIA PREGO Y SU MANO DERECHA OCULTARON AL RESTO DE LA JUNTA DE LA APM LAS "PRUEBAS" CONTRA PODEMOS

José Precedo
eldiario.es, 07/03/2017

La inmensa mayoría de la junta directiva se enteró del comunicado que atribuye a Podemos la vulneración de derechos constitucionales el domingo por la noche

"Es evidente que se nos ha utilizado políticamente, y por primera vez la APM ha estado en todas las portadas", asegura uno de los vocales críticos con la nota

"Las pruebas y los nombres son propiedad de aquellos que nos vinieron a pedir amparo y por tanto no vamos a dar ni los nombres ni las pruebas", dice Victoria Prego, presidenta de la APM



El comunicado que la Asociación de la Prensa de Madrid (APM) difundió el pasado lunes para denunciar "el acoso" de Podemos a un grupo de periodistas que siguen su actualidad nació de las quejas que una decena de redactores que se han sentido humillados y amenazados por dirigentes de la organización a través de mensajes telefónicos y en las redes sociales. Esa denuncia de la asociación profesional, que ha llevado al PP a comparar el trato de Podemos a la prensa con el de la izquierda abertzale, se fraguó a espaldas de la mayoría de la junta directiva de la APM.

El malestar entre ese grupo de redactores (de distintos grupos de comunicación) fue en aumento durante el último año y derivó en una queja ante la Asociación de Periodistas Parlamentarios (APP). Los reporteros lamentaban la actitud de Pablo Iglesias y otros dirigentes de Podemos, relataban algunos desencuentros públicos y privados con políticos del partido y decían tener pruebas de "campañas orquestadas en las redes sociales" para atacar sus informaciones. 

La Asociación de Periodistas Parlamentarios trató sin éxito de reunirse en dos ocasiones con el líder de Podemos, la última el pasado mes de noviembre, y visto que alguna de las quejas provenían de periodistas que no eran cronistas parlamentarios decidió ponerlo en manos de la Asociación de la Prensa de Madrid, que el viernes 24 de febrero abordó el asunto en su reunión mensual.

Lo que se pactó en ese encuentro de la APM –al que acudieron cerca de una veintena de sus miembros– fue recibir al grupo de periodistas y escuchar sus quejas el jueves 2 de marzo, según confirman varios de los asistentes a eldiario.es.

La siguiente comunicación que recibieron los 23 integrantes de la junta directiva a las 22.52 horas del pasado domingo fue ya para informarles de que a las 9 de la mañana del lunes se haría público un comunicado denunciando las actitudes de Podemos. En el email se adjuntaba el texto cerrado de la denuncia bajo el asunto "Comunicado ante acoso Podemos".

Algunos vocales no llegaron a leerlo y se enteraron ya el lunes por las radios y televisiones. Solo cinco de los 23 integrantes de la APM respondieron en la rueda de emails. Dos de ellos fueron especialmente entusiastas con el texto, que, según varias fuentes, pactaron la presidenta Victoria Prego –que es adjunta al director de El Independiente– y el vicepresidente primero para Asuntos Profesionales, Nemesio Rodríguez López, redactor habitual de las notas. Un tercer vocal alertó en la respuesta al email de la repercusión que podría tener.

El resto de los directivos de la APM no se posicionó ni tuvo noticia de lo que los autores de la denuncia habían contado en la reunión. Tampoco llegaron a ver las pruebas del supuesto acoso que cita el comunicado ni fueron informados del resultado de las entrevistas a una decena de redactores denunciantes. La Asociación de Periodistas Parlamentarios, que había estado en la génesis de la queja, no fue informada de que iba a salir esa nota.  

La fórmula elegida por la APM –la que suele utilizar para reaccionar con rapidez ante asuntos urgentes que no pueden esperar a una reunión de todos los miembros– ha causado malestar en algunos miembros de la asociación.

Ausencia de debate en la junta de la APM

Cinco vocales han manifestado a eldiario.es su convencimiento de que un comunicado que acusa al tercer partido con más representación parlamentaria de " vulnerar de una manera muy grave los derechos constitucionales a la libertad de expresión y a la libertad de información y coarta el libre ejercicio del periodismo" debería haber sido debatido en la junta general de la asociación. Y lamentan que antes de formular una denuncia de tal calibre no se hubiera dado audiencia a Podemos, cuyos dirigentes han negado a posteriori las prácticas que relata el escrito.

"No tuvimos tiempo de reaccionar a un comunicado que es excesivamente duro. Me parece muy grave lo que relatan los compañeros pero creo que deberíamos haber hablado con Podemos y reunirnos en una junta para decidir", relata una vocal.

Otro integrante de la junta asegura que "si se hubiese producido un debate, la nota no habría salido en esos términos". "Es evidente que se nos ha utilizado políticamente y por primera vez la APM ha estado en todas las portadas", asegura, tras comprobar cómo la denuncia ha monopolizado el debate político de las últimas horas y motivado reacciones de PP, PSOE y Ciudadanos, que se han mostrado muy duros con el partido de Pablo Iglesias. 

“Yo creo que no habría pasado nada por haber escuchado a Podemos, al contrario. Y tampoco habría pasado nada por haberlo debatido. Creo que el tema tiene enjundia y es grave, y que la APM está para tomar en cuenta las solicitudes de amparo. Es un tema delicado, la línea entre presionar y amedrentar es demasiado débil y es consustancial al ejercicio del periodismo la capacidad para soportar presiones, que siempre las ha habido. Me preocupa que haya compañeros que puedan sentir miedo y no puedan desarrollar su trabajo. Al ser un tema delicado, tal vez habría que haberlo tratado de otra forma. No es la primera vez que pasa”, asegura otro veterano de la APM. 

Un cuarto vocal asume que el procedimiento para elaborar la nota no ha sido el más adecuado, aunque recuerda que las quejas de los periodistas son reales y graves y es injusto que queden desvirtuadas por la fórmula elegida para difundirlas.

Varias fuentes consultadas aseguran que la gestión de la queja la llevaron Prego y su mano derecha, Nemesio Fernández. En el mejor de los casos, sólo estuvo al tanto el núcleo duro de la dirección: otros dos vicepresidentes y la secretaria de la APM. 

"No vamos a dar ni los nombres ni las pruebas"

La dirección de la Asociación de la Prensa de Madrid rechazó el martes hacer declaraciones a eldiario.es. El vicepresidente primero, autor del comunicado, Nemesio Rodríguez, aseguró que cualquier explicación debería darla Victoria Prego, y esta evitó responder las llamadas de esta redacción.

Prego sí había ofrecido su versión horas antes en Los Desayunos de TVE, donde es tertuliana habitual:  "La APM no va a entrar en polémicas, ha hecho un comunicado y ahí hemos dicho lo que teníamos que decir. Nos llegó un nutrido grupo de periodistas explicándonos que se sentían intimidados de manera organizada, nos enseñaron las pruebas que demostraban que lo que decían era cierto. Las pruebas y los nombres son propiedad de aquellos que nos vinieron a pedir amparo y por tanto no vamos a dar ni los nombres ni las pruebas. Pertenecen y es propiedad de los protagonistas. Yo he visto en la prensa unos cuantos relatos que incluyen unas cuantas pruebas. Y nosotros como buenos periodistas no revelamos nuestras fuentes". 

Uno de los medios que ha publicado el contenido de las quejas profesionales fue precisamente El Independiente, donde Prego es adjunta al director. "Ten cuidado con lo que escribes", "Es de poca vergüenza o sinvergüenza", son algunas de las frases que este diario atribuye a los denunciantes. 

El País, que dedicó el martes una parte de la portada, el editorial y dos páginas a la polémica, fue otro de los diarios que publicó algunas de las amenazas relatadas por la denuncia a la APM: "Eres tonto" o "De donde no hay no se puede sacar", en forma de mensajes. También "como escribas esto, te voy a destruir", de forma verbal. La información no identificaba al autor de ninguna de las frases, y de la última decía que "no hay registro al haber sido supuestamente pronunciada cara a cara".

Entretanto, los periodistas que han solicitado el amparo insisten en preservar sus identidades para no empeorar su relación con el partido del que tienen que informar. Subrayan que se trata de amenazas más o menos directas y personales y alegan que hay en Podemos una estrategia calculada para desacreditar cualquier información crítica con el partido.

"El señalamiento público es para desprestigiar hacia afuera, para que lo que publicas no tengas credibilidad, y para dentro, para que en tu partido sepan que estás considerado como enemigo y no hablen contigo", asegura a eldiario.es uno de los solicitantes de amparo.

Otro de los denunciantes asegura que el trabajo diario sobre el partido se ha vuelto insoportable. Personas que han leído algunos de esos mensajes sostienen que varios traspasan todas las líneas rojas que deben regir en la relación de políticos y periodistas.